Arquitecto
Año de Construcción
1965
Pisos
3
Área del terreno
4.677m2
Área construida
2.832m2
Ubicación
68 Sange, Tsuyama, Prefectura de Okayama, Japón

Introducción

El Centro Cultural de Tsuyama, obra del arquitecto Koji Kawashima, es una sala multiusos a gran escala. Finalizado el 25 de diciembre de 1965 su inauguración fue el 11 de enero de 1966.

Recibió el  Premio BCS en 1967 y en 2005 fue designado entre los Edificios seleccionados de Docomomo Japan para la arquitectura del movimiento moderno en Japón.

Desde el 1 de abril de 2018 hasta el 31 de marzo de 2020, se llevaron a cabo trabajos de reacondicionamiento sísmico y renovación a gran escala. El edificio fue reabierto el 1 de abril de 2020.

Ubicación

El Centro Cultural Tsuyama fue construido al noroeste del Parque Kakuzan, en el centro de la ciudad de Tsuyama, 68 Sange, Prefectura de Okayama, Japón, lugar donde se encuentran las ruinas del antiguo Castillo. La ciudad se despliega a lo largo del río Yoshii.

Concepto

La idea del arquitecto fue acomodar el nuevo edificio dentro de los muros del antiguo castillo como punto fuerte de reconocimiento para todos los habitantes de la ciudad.

La arquitectura exterior fue inspirada por los tradicionales santuarios y templos japoneses, una pirámide invertida, en reconocimiento a la nostalgia por la antigua construcción. Los profundos aleros suavizan el contraste con las  murallas  creando la sensación de espacio interior desde el exterior y viceversa cuando se está dentro. Las ménsulas bajo los aleros recuperan la sensación de fortaleza a la vez que crean un  sutil conjunto de sombras y luces proyectadas, agregando cierta calidez al edificio y  reflejando la consideración por la interacción entre la arquitectura moderna y la arquitectura vernácula basada en la tradición japonesa.

Espacios

Contrastando con los restos de piedra del antiguo castillo el edificio está formado por el cuerpo principal y un ala para el espacio expositivo.

Ala principal

En esta parte del edificio se han ubicado el vestíbulo o salón de descanso, el auditorio con el correspondiente escenario y salas de servicio, la sala de conferencias, un salón de ceremonias nupciales, un comedor, las oficinas y las salas de máquinas. 

Vestíbulo

El vestíbulo es un espacio abierto hasta el techo del tercer piso atravesado por las vigas al descubierto de cada una de las plantas, en concordancia con las ménsulas exteriores. Esta visión hacia arriba refuerza la sensación de fortaleza.

El foyer sirve como distribuidor de los espacios y punto de unión de las diferentes funciones que se desarrollan alrededor, principalmente con el auditorio.

Auditorio

Con capacidad para mas de1000 personas y teniendo en cuenta el uso principal de este salón, conferencias y obras teatrales, los arquitectos prestaron especial atención a la claridad del sonido. En su montaje se protegió esta premisa consiguiendo tiempos de reverberación que duran 1,2 segundos. La acústica también se ve favorecida por la forma hexagonal del lugar, conseguida mediante la construcción de los muros laterales que estrechan los espacios y dan estabilidad al plano hexagonal, sin ninguna superficie entre muros paralelos. Esta disposición también aumenta la capacidad de asientos.  

Pensando en futuras ampliaciones se construyó de la manera más práctica posible, tanto en equipos de escenario como alumbrados. Para evitar la despersonalización de los espacios que sirven para varios usos se evitó la colocación de luces indirectas, colocando en el centro de la sala un gran aparato de luz acrílica con 3,3m de diámetro.

El resto de los espacios del Centro Cultural están separadas del auditorio propiamente dicho y limitados por tabiques móviles que permiten su adaptación a diferentes eventos.

El espacio expositivo, anexo al cuerpo principal, a incorporado en las fachadas exteriores relieves tallados a mano  diseñados por el polifacético artista japonés Kiyoshi Awazu.

El aparcamiento tiene capacidad para 90 coches.

Estructura y materiales

El edificio terminado en 1965  presenta la estructura de hormigón y acero «To-kyou» de tres pisos que se encuentra en los antiguos santuarios y templos japoneses.

Presenta un aspecto trapezoidal invertido que parece corresponder a los muros de piedra de las ruinas del castillo. Los componentes estructurales, que incorporan formalmente un tipo de miembro de soporte utilizado en la arquitectura budista, sostienen una serie de plantas sucesivamente más grandes. La construcción se realizó con prefabricados de hormigón, tecnología de vanguardia en ese momento. El edificio brutalista, que golpea contra los muros de piedra del castillo, fue realizado con la ayuda de algunos de los diseñadores gráficos e ingenieros estructurales más destacados de Japón

Los aleros exteriores que rodean la segunda y tercera planta sobresalen de forma notable debido a la creación con hormigón  del “Duogong”, elemento estructural que sostiene el gran techo de la arquitectura de madera oriental tradicional y es consciente de los restos históricos de las ruinas del castillo.

Auditorio

Las paredes izquierda y derecha de la gran sala ubicada en el centro del edificio están formadas por cuatro carcasas de HP cuya parte superior se inclina hacia adentro, favoreciendo la acústica del lugar. 

Planos

Fotos

Centro Cultural Tsuyama
Emplazamiento
Plano auditorio
Alzado
1 / 32