Arquitecto reforma
Sidney R. Bowen, Angela E. Watson
Año de Construcción
1940 - 1941
Reformado en
1995
Área construida
53m2
Ubicación
Wayland, Massachusetts, Estados Unidos

Introducción

El arquitecto Marcel Breuer recibió de la familia Chamberlain una petición para que les diseñara una cabaña en un terreno de 9ha en la cual se tendría que realizar un porche como el de la propia casa del arquitecto en Lincoln.

Breuer comenzó a diseñar la casa en 1940, cuando trabajaba en Harvard. Trabajó en el proyecto con su mentor, el fundador de la Bauhaus y miembro de la facultad de Harvard, Walter Gropius, completando la casa de campo modernista bellamente concebida en marzo de 1941.

La Cabaña Chamberlain no solo es un buen ejemplo de arquitectura modernista y la última casa unifamiliar que Gropius y Breuer realizarían juntos, el pequeño edificio también ilustra un cambio importante en el trabajo de Breuer. La cabaña representa el gran avance de Breuer hacia un estilo a la vez independiente de Gropius y de cualquier relación literal con su recién adoptado New England Style.

Con el paso de los años comenzó el deterioro de la construcción y  en 1995 los arquitectos locales Sidney R. Bowen y Angela E. Watson compraron la casa entonces abandonada.  La pareja restauró el edificio original y agregó algunas actualizaciones simpáticas al edificio, como una cocina del siglo XXI.

Ubicación

Las 9ha de terreno donde se construyó la cabaña se ubican en las afueras de Wayland, Massachusetts, Estados Unidos, a  orillas del río Sudbury  y ofrece magníficas vistas del Refugio Nacional de Vida Silvestre Great Meadows.

Concepto

Los icónicos arquitectos y diseñadores Marcel Breuer y Walter Gropius formaron una sociedad a fines de la década de 1930 que influiría en la arquitectura a nivel internacional. Su colaboración de 1940 para «crear una estructura que uniría a la perfección la naturaleza con el diseño moderno» dio como resultado la Cabaña Chamberlain.

Según algunos críticos esta pequeña casa de campo es una de las obras maestras de Breuer, un diseño notablemente mínimo que logra una sorprendente riqueza de experiencia para sus habitantes al mismo tiempo que brinda al arquitecto su primera oportunidad de transformar  la estructura de plataforma de madera tradicional. Breuer diseñó un sencillo rectángulo de madera de un piso en voladizo sobre un muro de piedra de cimiento bajo.

Espacios

La familia Chamberlain llamó cariñosamente a su cabaña, “casa de zapatos” por el reducido tamaño de su programa, 53m2 sin contar el porche ni el sótano,  que constaba de una sala donde se podía hospedar a un invitado y una biblioteca para guardar de 500 a 1000 libros, una cocina, un baño, una habitación y un pequeño espacio en el sótano para guardar una canoa.

Breuer aprovecha el desnivel del terreno y evita los posibles desbordes del río cerca de la parcela colocando una caja de piedra anclada al suelo y sobre ella y con un voladizo de 2,5m, una caja rectangular de madera con orientación norte y oeste. Hacia el oeste, la caja de madera se desliza sobre el muro de piedra hasta quedar en voladizo, suspendida en el aire hacia las buenas vistas, como apunta Breuer en su croquis.

Planta baja

La cabaña tiene dos entradas separadas y otro acceso por la galería. La puerta en la parte inferior y orientada al oeste está definida por dos muros bajos de piedra. Colocada en una de las esquinas está acompañada por una pequeña ventana.  La planta baja dispone de espacio para alojar la canoa y una chimenea en continuidad con la de la planta superior.

 Planta superior

La fachada sur dispone de una entrada a la que se accede mediante una escalera y una gran ventana  apaisada protegida por un alero de 5,8×1,2m.  Con este equilibrado contraste Breuer logra una conexión con el exterior sin sacrificar la privacidad. La ventana mira hacia la naturaleza y proyecta el horizonte situando al habitante entre la arquitectura y el paisaje. Para salvar el desnivel del terreno en esta entrada, se coloca una escalera que es un elemento independiente de la caja de madera y que vuela sobre el suelo hasta la unión del muro de piedra con el de madera, ayudando a entender el vuelo del volumen superior. 

La planta principal que se distribuye alrededor de la chimenea de piedra exenta está dividida por una jácena longitudinal en dos zonas, una ancha y la otra estrecha.

En la zona estrecha se ubican la cocina, que se abre a la sala de estar por un lado y por el otro a la galería, el lavabo y un vestidor. En la parte más ancha están el comedor y el dormitorio. Es la primera vez que un elemento libre, en este caso la chimenea, aparece dentro del salón en las obras de Breuer. Los pisos de madera y piedra se colocan uno al lado del otro cerca de la chimenea.

Porche

Al norte, se construye un generoso porche en voladizo, articulado a ambos lados por columnas dobles bastante próximas entre ellas que continúan hasta el terreno, como las que utilizó Breuer en su casa de Lincoln. El porche completamente abierto se protege con mosquiteras. Por el lado este tiene un acceso desde el jardín mediante una rampa.

Estructura

En la cabaña Chamberlain se combinan  tres sistemas estructurales distintos: muros de carga para el sótano, balloon-frame en el volumen principal y pilares y jácenas para el porche. 

El volumen de la cabaña, engañosamente simple, está construido sin las vigas habituales en voladizos o dinteles sobre las aberturas de las paredes exteriores. Sólo una jácena longitudinal en el techo insinúa dos zonas abiertas en la construcción. El principal volumen interior  está enmarcado en madera y las paredes exteriores están revestidas con tablas machihembradas verticales de abeto Douglas que ocultan los tableros de madera machimbrada en diagonal que están debajo.  Las paredes interiores también están revestidas con tableros machimbrados horizontales de abeto Douglas. Las tres capas juntas crean un “contrachapado casero”, como lo llamó Breuer.

El sistema constructivo utilizado por Breuer, conocido como “balloon-frame, es un  entramado de madera  consistente en paneles ligeros reforzados con tablas en diagonal que se convierten en vigas de celosía y  pies derechos de madera próximos entre sí con revestimientos también de madera.

Las tablas en diagonal y con una planta de altura pueden salvar grandes luces y permitir techos en voladizo más allá de sus puntos de apoyo. Basándose en este concepto es que la cabaña Chamberlain tiene un voladizo de 2,5m para el que no fue necesario ninguna estructura metálica o de hormigón, aunque la luz del forjado se ha reducido mediante una jácena longitudinal apoyada sobre dos pilares en el sótano.

El peto de la escalera externa libremente suspendida es una estructura de madera contrachapada de triple capa, que Breuer llamaba “hormigón armado en madera”

Materiales

Base de mampostería de piedra, maderas machimbradas y revestimiento de madera realizada con abeto Douglas. Breuer utilizó nuevos pegamentos para fijar las maderas machimbradas de las fachadas a los tableros laminados. Las paredes están hechas con tres capas de tablero machihembrado en capas verticales y horizontales alternas, como madera contrachapada, y son lo suficientemente rígidas como para no requerir marco.

Al año de su construcción, la cubierta de la Cabaña Chamberlain empezó a tener goteras porque era demasiado plana y el tablero laminado se desintegraba. Breuer sustituyó la cubierta antigua por una cubierta ventilada con dos capas, aumentando la pendiente y además revistió el tablero del exterior con piezas de cedro rojo colocadas verticalmente.

Para la cocina  se diseñaron muebles empotrados.

Video

Planos

Fotos