Promotor
Sun City Resorts
Diseñado en
1976
Año de Construcción
1979
Ubicación
Sun City, Sudáfrica

Introducción

“La leyenda cuenta que una civilización antigua, procedente de los países de África del Norte viajó a través del continente en busca de un lugar especial para construir un palacio para su amado rey. Después de mucho buscar, encontró un paraíso perdido en el centro de un volcán extinto, escondido en el bosque en el sur de África, la región de Sun City, a 200 kilómetros de Johannesburgo. En este valle se construyó el enorme palacio para el rey que luego fue destruido por un terremoto”. La leyenda se mantiene viva por la reconstrucción del Palacio y su transformación en uno de los grandes hoteles de lujo del circuito hotelero mundial.

The Palace of the Lost City es uno de los mejores hoteles de 5 estrellas del mundo, y es parte del complejo Sun City, creado en 1979 por un joven empresario, Sol Kerzner, nacido en Johannesburgo. Este hotel es reconocido a nivel mundial por su arquitectura y diseño típicos de un palacio.
Las 22 hectáreas de jungla artificial y bosque virgen, que ocupa el complejo, están salpicadas de convincentes reminiscencias de la legendaria civilización de la ciudad perdida. Es un poco como Walt Disney, un poco como Xanadú y otro poco como Cecil B.DeMille.

Situación

Está emplazado en medio del cráter de un volcán de 150 kilómetros de longitud y 15.000 hectáreas de vegetación, rodeado por el Parque Nacional Pilanesberg, en plena Sabana africana, en la región de Sun City, a 185 kilómetros al noreste de Johannesburgo, Sudáfrica.

Situado en el territorio de Bofutatsuana, un país independiente del gobierno del Apartheid. Esta circunstancia permitió la implantación de actividades que en Sudáfrica estaban prohibidas como los casinos de juegos. En 1990 el régimen del apartheid fue abolido y los territorios de los bantustanes reincorporados a Sudáfrica.

Concepto

El desafío presentado a los arquitectos Burg Doherty Bryant & Partners consistió en diseñar un hotel de lujo con una opulencia y originalidad sin precedentes, e incorporarle alrededor un mundo de fantasía con las características del agua y las atracciones de la selva. Todo el proyecto tenía que ser terminado en 36 meses, desde el primer proyecto hasta la apertura.
Utilizando la mítica leyenda como herramienta de diseño, WATG y su equipo de colaboradores hábilmente recrearon una antigua residencia real.

Descripción

Lo primero que llama la atención es su especial arquitectura de seis plantas, más propia de una película de Disney o ciencia ficción que de un hotel en plena Sabana africana. Continuando con la leyenda del antiguo palacio destruido por un terremoto, se levantó una cúpula de lujo supuestamente construida sobre sus ruinas, siguiendo los restos de la antigua construcción.

Un sinfín de torres, espacios y pabellones consiguen recrear un ambiente que parece salido de algún rincón escondido de la imaginación.
La decoración interior del hotel se inspira en los antiguos reinos africanos, pudiendo encontrarse dibujos de leones o pieles de cebra distribuidos por todo el hotel. Exquisitos mosaicos, frescos y techos pintados a mano representan la vida silvestre de Sudáfrica y su cultura.
El hotel está rodeado por la selva tropical, hermosas cascadas, lagos, puentes colgantes, serpentarios y senderos que permiten recorrer el lugar.

Cada una de las diez cúpulas de las torres del palacio está enmarcada exteriormente con tallas que imitan colmillos de elefantes y tienen escupidos medios cuerpos de alces, para de este modo preservar los símbolos de la vida salvaje africana.

Espacios

El complejo cuenta con otros tres hoteles, pero el Palacio es el más majestuoso. La construcción del complejo se ha hecho siempre manteniendo la idea de la herencia africana, por tanto los motivos étnicos son frecuentes, podríamos estar hablando de una especie de parque temático a modo resort, en el que la preocupación principal es mantener totalmente agasajado al cliente, tratarlo como a un miembro de la realeza y buscar la satisfacción plena del mismo.

Lobby

El Palacio de la Ciudad Perdida comienza con una entrada real redonda y abierta, es realmente un lobby palaciego que resalta la arquitectura original del antiguo palacio caracterizada por la riqueza del detalle y su impresionante escala.
Sobre el lobby de mosaicos se abre un impresionante escenario de cielos azules en una cúpula de cristales tallados y enmarcados por lo que parecen colmillos de elefante, cerniéndose sobre un elefante que pasea, Shawu. Atravesando esta cúpula se accede a la terraza mirador y a uno de sus muchos bares.Shawu

Shawu es una escultura en bronce a tamaño natural de un elefante que da la bienvenida a todos los huéspedes de The Palace of the Lost City.
Shawu es uno de los siete magníficos elefantes de Sudáfrica que ostentaban los mayores colmillos y provenían del Kruger National Park. Murió en 1982 a consecuencia de la infección de unas viejas heridas causadas por cazadores furtivos.

Habitaciones

Cuenta con 338 habitaciones decoradas con el más cuidado de los lujos e inspiradas en los antiguos reinos africanos. 158 son dobles de gran lujo, 4 son suites presidenciales y el resto suites de lujo. En algunas de ellas se pueden encontrar pianos de media cola

Habitaciones de lujo

Todas las habitaciones estándar cuentan con vestíbulos de entrada, cuarto de baño, salón y zonas de descanso. Las prestaciones estándar incluyen un armario tallado que contiene la televisión en color, caja fuerte, nevera, un mayordomo a disposición del ocupante, un teléfono de línea directa, radio, secador de pelo, maquinilla de afeitar eléctrica enchufe ( 110/220v , aire acondicionado, ventilador de techo, 24 horas de servicio de habitación y servicio de mensajería.

Habitaciones reales

El epítome del lujo regio es la Suite King (una de las cuatro grandes suites, las otras tres son Royal, África y Desert (sólo están disponibles bajo petición ) con paredes talladas a mano, techos con frescos y cientos de artículos personalizados adornan los dormitorios. Cuentan con salón de reuniones, dos cuartos de baño, biblioteca, mayordomos y balcón. Todas las suites de lujo disponen de un sauna y jacuzzi y están equipadas con elementos de última tecnología para garantizar el confort a los huéspedes.
Los finos muebles de estas suites tienen reminiscencias inglesas al igual que sus cortinados o frescos.

Oferta de ocio

Parque acuático

El hotel cuenta con un espectacular parque acuático con una playa artificial y con varias piletas y toboganes para todos los gustos, incluyendo una piscina de olas.

Casinos

También dispone de un completo casino que atrae a los grandes apostadores del mundo

Restauración

Hay seis restaurantes con diferentes ofertas gastronómicas, así como barras de tragos

Deportes

Para practicar actividades deportivas el hotel cuenta con un campo de golf de 18 hoyos, un lago para practicar sky acuático, paragliding o jet sky, entre otros.

Existe una gran piscina exterior para adultos a la que se accede a través de una gruta artificial de la que brota una cascada y otra para niños, repleta de juguetes y animales gigantes.

El hotel dispone de un centro de fitness y spa, centro de conferencias con dos salones de baile, un centro de negocios con 20 salas para meetings y un auditorio con un aforo de 518 localidades.

Materiales

En el lobby de la entrada los suelos son de mármol, al igual que las muchas columnas que se alzan a su alrededor y su majestuosa arquitectura parece querer rendir homenaje al arte y la naturaleza

La gran cúpula sobre el lobby está decorada con frescos pintados a mano sobre la gran naturaleza de la Sabana Africana mientras que los marcos de la cúpula de cristal están tallados en madera. Numerosos calderos con esencias aromáticas rodean toda la estancia

Los suelos de las suites reales son de madera de cerezo, las paredes están revestidas con placas de madera de arce tallada, y los cortinados son de brocados adamascados.

Fotos

La arquitectura se explica mejor en imágenes

¡Síguenos en Instagram!