Palacio de Congresos de Catalunya

Año de Construcción
1997-2000
Ubicación
Barcelona, España

Introducción

El edificio es un símbolo de la Barcelona contemporánea. Fue diseñado por los arquitectos Ferrater, Cartañá y Peñín.

El Palacio de Congresos de Cataluña forma parte de un ambicioso proyecto iniciado por el Hotel Rey Juan Carlos I a mediados del año 1992. Se trata de uno de los complejos hoteleros más destacados a nivel internacional, integrado por el Hotel Rey Juan Carlos I, el centro de spa The Royal Fitness y el servicio The Royal Catering.

En 2001, la obra recibió el Premio Nacional de Arquitectura.

En 2006 fue galardonado “Mejor Centro de Convenciones de Europa” por la organización Business & Incentives.

Situación

Se ubica en el corazón del distrito financiero más importante de la ciudad, en el lado noreste de Barcelona, sobre la prestigiosa Avenida Diagonal.

Está situado en lo que podría considerarse una de las puertas de entrada a la ciudad de Barcelona, próxima a una gran cantidad de equipamientos universitarios, deportivos, financieros, comerciales y hoteleros.

Concepto

El complejo se compone de varios edificios colindantes, que en conjunto proporcionan una gran funcionalidad y versatilidad, donde la luz natural es la principal característica.

El proyecto ha perseguido otorgar al conjunto, constituido por edificios de promoción privada, una cierta vocación institucional como equipamiento público. El edificio se descompone en tres cuerpos, facilitando su asentamiento sobre la topografía en pendiente. Ello permite albergar un gran volumen construido con una presencia amable en la ciudad.

El empleo de los materiales y en particular del hormigón blanco como casi único manto exterior ha permitido combinar una gran unidad volumétrica y espacial interior con una apariencia externa fragmentada.

Espacios

El Palacio de Congresos se comunica con el Hotel a través de sus jardines.

Dispone de 32 salas de reuniones de diferentes tamaños.

El Auditorio posee una capacidad para 2.027 personas, equipado con la más avanzada tecnología. Ofrece la posibilidad de crear dos espacios independientes separando la platea del anfiteatro a través de una concha acústica que sella ambos lados.

La Sala de Exposiciones, denominada también “Sala Mágica”, ocupa una superficie de 2.050 m². Los paneles de las paredes laterales pueden ser girados y ofrecer así una nueva tonalidad en función de las necesidades del cliente.

El Área Polivalente, con 1.084 m² de superficie, permite tener desde un espacio diáfano hasta 18 salas independientes.

El Salón de Banquetes cuenta con 3.800 m² de superficie. El Palacio de Congresos de Cataluña es capaz de satisfacer las necesidades culinarias de 3.000 comensales.

Materiales

Se utilizó hormigón armado.

El acabado de hormigón blanco, utilizado tanto en el exterior como en los interiores del Palacio, fue provisto por la empresa JAM de Barcelona.

Planos

Fotos

La arquitectura se explica mejor en imágenes

¡Síguenos en Instagram!