Arquitecto
Año de Construcción
2002-2007
Área construida
150.000 m2
Ubicación
Pekín, China

Introducción

El Gran Teatro Nacional, también conocido como «El huevo» es un teatro de ópera en Pekín, China. Abrió sus puertas en junio de 2007. El arquitecto francés Paul Andreu fue el encargado de diseñarlo, con una planificación de coste inicial de unos 2.688.000 millones de yuanes. El teatro puede acoger hasta 6.500 personas en sus 200.000 m² de superficie.

El proyecto de Andreu fue elegido en el año 2000 entre 68 candidatos, pero las obras sólo se iniciaron un año y medio después debido a las fuertes críticas que surgieron en relación al diseño elegido.

Debido al retraso de las obras la inauguración del edificio llegó casi a las fechas de las olimpiadas Chinas celebradas en Pekín en el 2008 de modo que este evento resultó al fin su presentación al mundo.

Coste

Cuando se terminó la construcción, el coste total se había incrementado en casi un 24%, hasta los 3.200.000 millones de yuanes.

El mayor incremento lo causó la parada de las obras y el retraso para la reevaluación y los pequeños cambios subsiguientes después de que la estación de tren de París se colapsase. El costo ha sido un foco de controversia.

Los expertos por su parte defienden a Andreu al señalar que la seguridad de los proyectos arquitectónicos suele depender de la calidad de los materiales de construcción utilizados.

Las facturas de la luz y electricidad así como el costo de la limpieza de la superficie exterior será de al menos decenas de millones de yuanes, y con otros costos de mantenimiento, el coste total superará los mil millones de yuanes. De esta manera, el 80% del coste de operación anual debe estar subvencionado por el gobierno, al menos durante los tres primeros años después de su apertura y alrededor del 60% del coste anual de operación durante el resto de su vida operacional.

Situación

El edificio está situado sobre la Chang’An Avenue, a dos pasos de la plaza Tien An Men, inmediatamente al oeste del Gran Salón del Pueblo, sede del Legislativo chino y cerca de la Ciudad Prohibida.

Su diseño, de gran superficie, agua, árboles y otros elementos fue confeccionado para ser complementario a las paredes rojas de los antiguos edificios y del Gran Salón del Pueblo, además de fundirse bien con los alrededores. Aún así, muchos ciudadanos creen que el contraste es demasiado grande y no pega con los alrededores.

Concepto

El exterior del teatro es una cúpula de titanio y cristal completamente rodeada por un lago artificial. Se dice que la forma de medio eliposide del cuerpo del edicio parece un huevo flotando en el agua al reflejarse su simetría sobre las tranquilas aguas del lago artificial que lo rodean por completo.

El edificio está conectado a la orilla con una galería de acceso bajo el lago artificial con cubierta de vidrio de 60 m de longitud. Esta entrada deja intacto el exterior del edificio, en el que no se aprecia entrada alguna y le confiere un aire misterioso al tiempo que ofrece al público un pasaje desde la vida cotidiana hasta el mundo de la ópera, de la ficción y de los sueños.

«Lo que busco en todo proyecto es la coherencia interna y la inteligibilidad aunque sin olvidar su relación con el entorno –comenta Paul Andreu–. Toda obra viva sale incompleta de las manos del arquitecto: hay que entregarla a los elementos, a la luz, al viento y al agua para que acabe de hacerse».

El edificio fue proyectado para convertirse en un icono de la ciudad y el país al igual que lo es la Opera de Sydney para Australia.

Espacios

Internamente existen tres salas principales: un total de 2.416 asientos en el palacio de la ópera para ópera, ballet y danza; 2.017 asientos en el palacio de la música; 1.040 asientos en el teatro de la ópera para las funciones y la ópera de Pekín.

Un mirador ubicado en el nivel más alto de la edificación justo debajo de la cubierta de vidrio laminado ofrece a los espectadores y al público en general vistas panorámicas de 360º sobre Pekín, que varían con la luz según la hora del día. Desde este mirador con paredes de vidrio laminado, se puede descubrir la ciudad desde una perspectiva desconocida hasta entonces.»

Estructura

La envoltura de titanio y cristal tiene forma elíptica en planta, con un eje mayor de 213 m y menor de 144 m y una altura de 46 m.

Para sujetar esta envoltura se ha creado una estructura a base de tubos de acero que le dan forma al edificio.

Materiales

Los materiales empleados son sin duda lo que le dan su imagen y su carácter a la obra.

Para la envolvente fueron necesarias 20.000 placas de titanio y 1.200 piezas de vidrio.

Las 1.200 placas de vidrio cubren un total 6.355 m2 para los cuales se empleó un vidrio laminado con la capa intermedia de PVB Butacite® en un muro cortina transparente suministrado por Northern Glass, de Shanghai.

Planos

Fotos

La arquitectura se explica mejor en imágenes

¡Síguenos en Instagram!