Casa Farnsworth

De WikiArquitectura
Saltar a: navegación, buscar

Casa Farnsworth
Farnsworth Otoño.jpg
Arquitecto: Ludwig Mies van der Rohe
Construido en: 1946-1950
Área Construida: 206 m2
Ubicación: Plano, Ilinois, USA
Coordinates: 41° 38' 6" N, 88° 32' 8" O
Ver en el mapa

Contenido

Introducción

El diseño de la vivienda fue elaborado por Mies van der Rohe en 1946, a instancias de la doctora Edith Farnsworth, quien deseaba disponer de una segunda vivienda en la que pasar algunas temporadas en un ambiente relajado y solitario.

La construcción se llevó a cabo en 1950 y su coste, superior al presupuesto inicial, acabó provocando un grave distanciamiento entre la clienta y el arquitecto. Aquella acusó a éste de haberse excedido en el encargo y Mies consideró que la rica señora Farnsworth carecía de sensibilidad ante su arquitectura, mientras la doctora contrarreplicaba que cuando se instaló en la casa a fines de 1950 la cubierta rezumaba agua hacia el interior y la calefacción producía un efecto de condensación de vapor sobre los cristales. Así las cosas, la disputa acabó llegado a los tribunales que, finalmente, fallaron a favor del arquitecto, condenando a la doctora a pagarle una elevada cantidad que cubriese el sobreprecio del coste de la vivienda.

Independientemente de la polémica entre autor y clienta la casa Farnsworth presenta algunos problemas de diseño. A los que ya se han indicado debe añadirse que carece de refrigeración y, por tanto, en la estación cálida su interior produce un efecto parecido al de un invernadero. La casa Farnsworth ha pasado por diversas vicisitudes. Vendida en 1964 a otro propietario privado, en 2004 dos grupos conservacionistas norteamericanos llevaron a cabo una campaña de recaudación de fondos para adquirirla, tras lo cual el edificio se ha habilitado como espacio visitable.

A pesar de que resultó difícil para vivir, la elegante simplicidad de la casa Farnsworth es, aún hoy, considerada un logro importante del estilo arquitectónico internacional.

Situación

La casa está situada en medio de prados y árboles de gran tamaño, bordeando el río Fox, en Plano, Illinois.

El río Fox suele desbordarse debido a las copiosas lluvias de la región. Éste es uno de los motivos principales por el que la casa se construyó elevada sobre el terreno.

Al sur, una gran arboleda cumple la función de proteger la casa esparciendo sus ramas a una considerable altura sobre la terraza de travertino.

Concepto

Casa Farnsworth 21.jpg

La vivienda consiste en una estructura metálica sólo cerrada con vidrio que responde a la concepción de un mirador, con lo que se brinda homenaje a la belleza del espacio que circunda la casa. La transparencia permite que desde el interior se tenga plena conciencia del paisaje, pero también actúa a la inversa, al incorporar el espacio interior de la casa al enclave de modo radical. Mies actúa con plena conciencia de tal responsabilidad y estudia cuidadosamente cada elemento en función de su repercusión en el nuevo sitio que así se ordena. El arquitecto elige conscientemente las condiciones del lugar que asume y el modo de afrontarlas.

La omisión de camino de acceso y de otros elementos de urbanización tiene como objetivo desligar la casa de cualquier otra intervención humana en las proximidades, de la carretera o de la valla de acceso. La casa permanece entre los árboles como de puntillas, sin perturbar el crecimiento de la hierba, ni la periodicidad y la amplitud del río en su desbordamiento. Se advierte la voluntad manifiesta de preservar el orden natural del lugar en todo punto y desde la casa experimentar la naturaleza inalterada.

Situada en cualquier otro lugar, en la misma parcela o en otra, podría haber sido diferente. Mies ha decidido contar con la acción de la naturaleza para la elaborar el proyecto y con concierta su intervención con ella. Durante la primavera, cuando se desborda y asciende hasta 60cm por debajo del forjado inferior, el agua completa la previsión del arquitecto, consuma la imagen proyectada.

Descripción

La casa Farnsworth, un icono de la arquitectura del Movimiento Moderno, se encuentra situada en un paraje natural, muy próxima a un río, con uno de sus lados orientado hacia un bosque, que la separa de la corriente de agua y otro hacia un pequeño prado.

Emplazamiento

El edificio se organiza a partir de dos plataformas rectangulares. La primera de ellas, a la que se accede a través de cuatro escalones lineales, carece de muros y cubierta y actúa como terraza, encontrándose separada del suelo por cuatro pilares de acero. Desde ella, otros cinco escalones idénticos a los anteriores facilitan el acceso a la segunda plataforma, situada a 1,5 metros del suelo y que sostiene a la vivienda propiamente dicha mediante ocho pilares de acero.

El plano elevado por encima del suelo es utilizado tanto en el exterior como en el interior para evitar que el agua anegue la vivienda en épocas de desbordamiento del río

Esta casa, que parece no serlo, posiblemente por su mismo afán de transparencia, es, sin embargo, un discurso arquitectónico, una meditación sobre “lo menos es más” o sobre “el casi nada”, por utilizar palabras de Mies. Un reduccionismo lingüístico y espacial que se compone como una villa palladiana, aunque no se eleva sobre una plataforma, sino sobre el vacío, aunque no use columnas sino vigas blancas que funcionan como una pantalla que parece envolver el lugar de la transparencia, es decir, el espacio de la casa, el espacio del vacío. Un vacío que su colaborador y admirador Philip Johnson llenaría de intimidad, intentando emular al maestro, en su propia casa, la Casa de Cristal en New Canaan(1949).

Simbolismo

Casa Farnsworth 22.jpg

Resulta evidente que una casa que prescinde por completo de los muros exteriores, así como de los tabiques interiores, supone una renuncia explícita y absoluta a una de las características básicas de los espacios domésticos: la privacidad. Por otra parte, la escasez de los elementos empleados en la construcción de la vivienda representa una brillante síntesis de la filosofía constructiva minimalista de Mies: "menos es más".

Al mismo tiempo, el acristalamiento completo de las paredes de la casa permite percibir a través de ella el paisaje en el que se inserta, de forma que el edificio pasa a formar parte del propio medio natural, haciéndose casi invisible. De este modo, se produce una negación de la propia materialidad de lo construido, de manera que podría afirmarse que la casa Farnsworth, siendo una vivienda, no lo parece en absoluto.

Por otro lado, la separación de la casa del suelo sobre el que se asienta mediante pilares ha sido asociada a una idea de pureza, muy presente en la arquitectura tradicional japonesa. El predominio absoluto del cristal alude a la idea de conexión entre lo interior y lo exterior, entre lo público y lo privado, siendo éste último, en este caso, casi inexistente.

Se trataría, pues, de llevar a su grado máximo una idea propia de ciertas corrientes arquitectónicas: la conexión completa entre el individuo y la naturaleza, sólo interrumpida por la presencia inexcusable de los dos baños y el armario.

Espacios

Planta

Un núcleo central de madera contiene las instalaciones sanitarias y crea la separación entre la cocina, dos dormitorios y la sala de estar. La casa se prolonga hacia el prado mediante una terraza y los niveles se comunican por medio de escalones.

Ésta consta de un primer espacio, cubierto pero abierto al exterior por tres de sus lados, que se emplea como porche. Pasado éste, se accede al interior de la vivienda, en la que llaman la atención dos hechos fundamentales: la ausencia de muros y de divisiones interiores de obra.

Ausencia de muros

La casa carece completamente de muros, que han sido sustituidos por pantallas de cristal de suelo a techo, únicamente unas cortinas, si están corridas, impedirían por tanto la visión del interior.

Núcleo de servicios

Una segunda característica es que la casa no posee divisiones interiores realizadas en obra. Sólo encontramos, hacia el centro del espacio, un núcleo de madera que aloja dos baños separados por un armario y junto al que se dispone también la cocina, de las llamadas "americanas".

El arquitecto dispuso que la distribución interior acogiera todos los requisitos funcionales, instalaciones, baños y cocina sin interrumpir el perímetro acristalado. Este núcleo se sitúa en el extremo opuesto al porche, próximo al cerramiento norte y en relación al montante del cerramiento intermedio de los pilares de la fachada. De este modo, se ordena el espacio de estar, orientado hacia el sol y el río. El área del dormitorio, en el extremo más alejado del acceso, la cocina al norte.

Este núcleo central asimétrico que no llega al techo, excepto en su parte central, contrasta con la fachada de acero y vidrio, se construye principalmente en madera contrachapada. El núcleo es el único lugar donde los elementos perforan el severo techo y los planos del suelo. Drenajes y desagües pasan por el suelo y un eje vertical que contiene los respiraderos del baño y el tiro de la chimenea llega hasta el techo saliendo al exterior, también permite la llegada de todos los servicios, electricidad y agua. Estas utilidades se disimulan al estar empotradas en las zonas más inaccesibles y discretas de las losas, haciéndose casi invisibles tanto del interior como desde el exterior de la casa.

Resolución espacios interiores

El resto del volumen interior de la vivienda no se encuentra compartimentado, aunque son diferenciables una zona de salón, en la que encontramos una chimenea, un comedor y dos "dormitorios".

Mies ha determinado las proporciones y la forma de la caja sin apenas predimensionar las necesidades del programa. Lo demuestra el hecho de que incluso el esbozo más impreciso del núcleo de servicios incorpora claramente el perímetro de la planta y la situación de los pilares. O sea, una vez se ha resuelto la estructura se estudian los elementos interiores que han de dar satisfacción al programa.

Esto supone un cambio notable en la manera de proceder respecto a la de los proyectos europeos, donde la estructura aparecía en forma de retícula puntuando el plano, una vez se había fijado el orden de la secuencia espacial.

En los bocetos se observa que en ningún caso las divisiones interiores cuestionan la envolvente decidida de antemano, las proporciones de la planta, la posición de los pilares, el área del porche y los montantes de la carpintería del cerramiento son condiciones que permanecen invariables. El arquitecto se propone que la distribución interior ha de coger todos los requisitos funcionales, instalaciones, baño y cocina sin interrumpir el perímetro acristalado.

Estructura

Relación con el curso del agua

El volumen de la casa Farnsworth se sitúa sobre el terreno en paralelo al cauce del río, pero cuando el agua se desborda anega los márgenes y borra cualquier referencia de las orillas. Mies plantea una estructura sobre pilares que proporciona menor superficie de contacto con el terreno y que no entorpece el discurrir del agua. De este modo los planos horizontales se mantienen radicalmente separados del terreno original.

Estructura estática

Axonométrica

En lo que se refiere a estructura estática la casa Farnsworth es la máxima expresión del minimalismo utilizando sólo los elementos mínimamente necesarios para asegurara la estabilidad de la vivienda. Estos elementos mínimos los forman 8 columnas separadas entre ellas por una distancia de 6,60 metros que soportan las dos losas que forman el suelo y el techo.

  • Pilares

Los pilares situados tangencialmente al canto exterior de los forjados no interrumpen los planos horizontales, suelo y cubierta se conforman de idéntica manera. Los pilares están formados por un perfil continuo, de una pieza, desde el suelo hasta el remate de la cubierta. La línea vertical prevalece sobre la proyección del forjado y mantiene análoga relación con los dos planos, el inferior del suelo y el superior de cubierta, lo que contribuye a reforzar la equivalencia entre ambos.

  • Losas

Dicha estructura formada por un esqueleto de acero cuidadosamente elaborado con vigas y columnas soporta las losas prefabricadas de hormigón utilizadas en el suelo y en el techo.

Las losas vuelan 2,75 metros con respecto a la estructura de columnas dando lugar a esquinas exentas de columnas que ayudan a enfatizar la inmaterialidad de la vivienda.

  • Fachada

La fachada está hecha de paneles individuales de vidrio que van desde el suelo al techo, sujetos al sistema estructural por montantes de acero.

El interior diáfano con una altura de 2,85 metros está únicamente fragmentado por el bloque de servicios que contiene la cocina y el lavabo.

Materiales

Bocetos inserción pilares en el suelo

Obra arquitectónica realizada en acero, cristal laminado y placas de travertino romano para el suelo y la cubierta.

  • Pilares

Todos los pilares de acero que sostienen ambas plataformas son de sección cuadrada y han sido tratados al chorro de arena, para pulimentarlos una vez colocados en el lugar. Posteriormente se han pintado de blanco, lo que hace prácticamente invisibles sus soldaduras.

Las conexiones son de acero estructural soldadas de manera que reduzcan al mínimo su presencia visual.

  • Suelo

El suelo de la vivienda se dispone en dos capas que alojan en su interior un sistema de calefacción de los denominados de suelo radiante, así como todos los desagües de la fontanería doméstica, que vierten a un única arqueta central de sección circular, a la que van a parar también las aguas de lluvia de la cubierta, siendo ésta de carácter plano, aunque levemente inclinada hacia el centro, para permitir el drenaje del agua.

El suelo de mármol travertino fue colocado de manera que las placas no se interrumpen ni perforan, creando de este modo una suave transición entre el interior y el exterior.

Este detalle, combinado con el techo plano y continuo y las fachadas totalmente rectas hacen que la casa parezca una caja que se “deslizó” entre la estructura de columnas.

  • Fachada

Los paneles que forman la fachada de la casa son de cristal simple con un espesor de 0,64 cm sostenidos por montantes de acero construidos con ángulos con forma W y barras. Una cortina de carro continuo otorga privacidad y sombra al interior de la vivienda.

Las únicas piezas operables de la fachada son la puerta doble y dos ventanas ubicada en la parte inferior de la fachada oriental.

El efecto de esta fachada completamente transparente es difuminar las fronteras habituales que definen la domesticidad. En la casa Farnsworth, las distinciones entre lo público y privado, exterior e interior, a menudo desaparecen.

Libros Relacionados

Planos


Fotos


Herramientas personales
Espacios de nombres

Variantes
Acciones
Facebook Twitter YouTube
Navegación
Utilidades
Herramientas
Otros idiomas